Menú

Blog.

Categorías

Autonomía en la gestión de las inversiones y crowdfactoring


Cuando somos niños lo que más envidiamos del mundo de los adultos es su autonomía. La capacidad que tenemos las personas de tomar decisiones libremente sobre múltiples aspectos de nuestra vida. ¿Cambio de trabajo? ¿Me compro una casa? ¿Invierto mis ahorros? Y, si decido hacerlo, ¿en qué los invierto? Precisamente, las plataformas de financiación alternativa dotan a las personas de plena autonomía en la gestión de las inversiones.

Seguramente hayas oído más de una vez que vivimos en la era de la información. Internet, los dispositivos inteligentes, los marketplaces, las aplicaciones web y móviles… Todos estos avances tecnológicos nos han permitido dar un salto en lo que respecta a nuestra capacidad de informarnos y comunicarnos. Pero también han repercutido positivamente en nuestra capacidad de actuación, también en el terreno de la gestión de las inversiones, liberándonos de las ataduras del tiempo y el espacio.

Así como podemos comprar una televisión en una tienda online o contratar la luz desde la web de una compañía eléctrica, también podemos invertir nuestro dinero. Y, en el caso de las plataformas de crowdfactoring, disponemos de una amplia autonomía en la gestión de las inversiones.

¿Qué quiere decir esto? Lo responderemos a continuación.

1. ¿Por qué el crowdfactoring nos dota de autonomía en la gestión de las inversiones?

En los productos de inversión clásicos, que ofrecen las entidades financieras tradicionales, el inversor contrata un determinado producto de inversión y decide cuánto dinero está dispuesto a invertir. Para ello tiene en cuenta la rentabilidad y el riesgo que conlleva la operación.

Sin embargo, más allá de esta decisión inicial, las personas disponen de autonomía en la gestión de las inversiones. Es más, ya no es que no puedan decidir sobre dónde va a parar su dinero, sino que muchas veces lo desconocen por completo. Simplemente tienen que esperar a que su inversión reporte los beneficios esperados.

En las diferentes modalidades de financiación alternativa en general y en lo que respecta al crowdfactoring en particular, esto no funciona así. Sino que el inversor tiene a su alcance toda la información que desea saber sobre las múltiples opciones que se le ofrecen y, en base a esta, puede decidir de forma autónoma qué facturas compra y de qué empresa librada.

Este cambio de paradigma es posible gracias a:

  • El desarrollo tecnológico. Marketplaces, Blockchain, Big Data, algoritmos… Todos estos avances punteros permiten a las FinTech poner en marcha proyectos innovadores como Inversa Invoice Market, que facilitan la compraventa de facturas y ofrecen información crediticia sobre las operaciones.
  • La razón de ser del crowdfactoring. El crowdfactoring da relevancia a las empresas que ponen a la venta sus facturas no cobradas. Muchos de ellos son negocios de la economía real que necesitan obtener liquidez más allá del sector bancario. Por ello, es clave que los inversores puedan conocer a estos proyectos empresariales, así como a las empresas libradas. Ya que ello es un factor importante a la hora de escoger una u otra factura. Más allá de los condicionantes clásicos como la rentabilidad o el riesgo, que por supuesto, siguen siendo cruciales en la gestión de las inversiones.

2. Se ha incrementado la oferta de productos de inversión

Hasta el surgimiento y consolidación de la financiación alternativa, los inversores solo tenían a su alcance los productos de inversión de las entidades del sector financiero tradicional. Los cuales se parecen mucho entre sí y ofrecen condiciones similares.

En cambio, las diversas modalidades de financiación alternativa ofrecen nuevos productos que se pueden ajustar con éxito a las necesidades y deseos de cada inversor.

Crowdlending, crowdfactoring, crowdequity… Cada tipología tiene sus propias características y supone unas condiciones y beneficios diferentes, tanto para el inversor como para la empresa que obtiene la financiación que busca.

Así, el incremento de los productos de inversión y el aumento del número de actores que los ofrecen inciden, sin duda, en una mayor autonomía en la gestión de las inversiones. Puesto que los ahorradores pueden seleccionar el tipo de producto que desean y en qué actor del sector financiero, tanto tradicional como alternativo, quieren confiar.

Las plataformas de financiación alternativa permiten llevar a cabo la gestión de las inversiones de forma ágil y precisa

3. Toda la información sobre los productos de inversión está a tu alcance

A estas alturas de la Historia, nadie pone en duda un mantra que era tan cierto en el Imperio Romano como lo es hoy en día: la información es poder. Y, si nos lo llevamos a nuestro terreno, la información nos dota de autonomía en la gestión de las inversiones. ¿Por qué? Si no disponemos de los datos necesarios para tomar decisiones… ¿Cómo vamos a tomarlas con éxito? ¿Nos vamos a guiar solo por nuestra intuición?

En las plataformas de crowdfactoring como Inversa, se dispone de toda la información sobre las facturas que se comercializan:

  • Empresa que cede la factura
  • Empresa librada
  • Importe de la factura
  • Interés de la operación
  • Rating
  • Opinión de crédito
  • Plazo de devolución del dinero invertido

Con estos datos en la mano o, para ser más precisos, en la pantalla de tu ordenador o teléfono móvil, puedes comparar las diferentes opciones que se abren ante ti y tener plena autonomía para gestionar las inversiones que decidas o no realizar.

4. Simula tu inversión por ti mismo

Para ayudarte en la toma de decisiones, Inversa cuenta con un simulador de inversión. Esta herramienta dinámica y sencillísima de usar permite a los inversores predecir el dinero que obtendrán de una hipotética inversión. ¿Cómo?

La persona introduce el dinero que desea invertir, el plazo de devolución y la rentabilidad de la hipotética operación. De tal manera que la plataforma calcula automáticamente el beneficio que se obtendría, así como la rentabilidad anualizada.

5. Decide en qué y quién inviertes tu dinero

Información, simulación… decisión. La clave de gozar de autonomía para gestionar las inversiones es poder decidir cuándo y cómo quieras en qué inviertes tu dinero.

El crowdfactoring pone a disposición de los pequeños inversores la posibilidad de obtener una rentabilidad por sus ahorros y, de paso, ayudar a empresas de la economía real a obtener la liquidez que necesitan para consolidar su modelo de negocio.

En los últimos años, se han abierto paso la inversión ética o la inversión de impacto. Estos fenómenos evidencian el deseo creciente de miles de ahorradores de emplear su dinero para apoyar a proyectos sostenibles y socialmente responsables. Y que repercuten positivamente en la sociedad y el medioambiente.

El crowdfactoring facilita la suficiente autonomía en la gestión de las inversiones como para posibilitar que los inversores decidan en qué proyectos invierten y en cuáles no.

De tal manera que una persona puede decidir libremente comprar la factura de una empresa que genera empleo en su comunidad, en vez de adquirir la factura de otra compañía, aunque esta presente una mayor rentabilidad o una mejor calificación crediticia.

Así, la autonomía en la gestión de las inversiones supone un salto cualitativo en la capacidad de los pequeños ahorradores de participar en el sector financiero y emplear su dinero para dinamizar la economía real, a la vez que obtienen una rentabilidad por él.

6. Autonomía en la gestión de las inversiones: Jugar el partido de los adultos

Decíamos al inicio de este artículo que cuando somos niños envidiamos la libertad de actuación de los adultos. En cierta forma, la digitalización y el auge de la financiación alternativa han supuesto que los ahorradores puedan gozar de la misma autonomía que los grandes inversores en lo que respecta a la gestión de sus inversiones.

Dicho de otra forma: ahora los pequeños ahorradores pueden jugar con los grandes.

Esta democratización de las inversiones no solo es beneficiosa para los ahorradores, sino que también beneficia a todas las empresas que pueden obtener la liquidez que desean con mayor facilidad y que ya no dependen, únicamente, de que los bancos les otorguen financiación.

Así, la autonomía en la gestión de las inversiones se traslada al otro lado de la relación. De tal forma que las empresas que se financian a través del crowdfactoring también ven reforzada su autonomía a la hora de planificar y gestionar sus finanzas.

En definitiva, el crowdfactoring pone a disposición de los inversores, sin importar su tamaño, toda la información y los mecanismos que necesitan para poder realizar la gestión de las inversiones de manera autónoma y decidir libremente cómo invierten su dinero

Si quieres contribuir en el blog de Inversa como experto hazte socio del conocimiento.

Llámame ahora

Llámame mas tarde

Deja un mensaje

Te llamamos de forma totalmente gratuita.

Te llamamos cuando mejor te venga de forma totalmente gratuita.

Deja tu mensaje y nos pondremos en contacto contigo lo antes posible.

Chámenme agora

Chámenme despois

Deixar mensaxe

Chamámosche de forma totalmente gratuíta.

Chamámosche cando mellor che veña de forma totalmente gratuíta.

Deixa a túa mensaxe e poñerémonos en contacto contigo canto antes.

Colabora con el blog de Inversa
Hazte socio del conocimiento.